ESCUCHA

ESCUCHA

En el nombre de Dios. El Clemente. El Misericordioso.

Escucha, presta atención a los sonidos de la trama del Universo. Escucha los ritmos encadenados de la vida que crean melodías que, a poco que seas capaz de percibirlas, te invitarán a participar de una danza que acuna olas, que impulsa vientos, que estremece bosques, que compone las melodías de los ríos, que pauta el silencio de los valles, que se eleva con las montañas hacia alturas imposibles, que se mece en las alas de los pájaros que los lanza, en solo un aleteo, a los confines de un horizonte sin límites.

Escucha tu danza interna, que, en un segundo infinito, te hará gozar de un fuego interior, que, si realmente lo escuchas crepitar, observarás que estás muy cerca de un ser excepcional que mora en ti y desea que te unas a los sonidos serenos de tu alma. Escucha…

A. L. Laarbi.

1 Comment

  1. Antonia dice:

    Como escuchar si estamos cargados de ruidos mentales que como muna Matrix virtual genera espacio contaminados irreales y engañosos de los que deberíamos ser de lo que se espera de nosotros de lo que nos da miedo y no enfrentamos,… ,..como salir del abismo de fuego que también soy yo pero que me aleja de mi luz de mi destino.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*