Sufismo vivo

espiral“El ser humano que no se separa de de su esencia es el ser espiritual” (anónimo sufí).

En la actualidad, existe un punto de vista en la cultura del tener, que ignora la existencia de una Realidad Trascendente y por lo tanto, la importancia de la dimensión espiritual, en el ejercicio cotidiano de la vida del ser humano.

Para aquel que toma el mundo actual en todo su dimensión materialista, no hay realidad, si no se puede medir en tiempo, espacio, dinero, y ego, empleando para ello todo el tiempo del que disponen, sin plantearse tan siquiera la posibilidad de parar y dar una mirada hacia el interior de si mismos.

En la pérdida de vivir la experiencia espiritual, en la vida cotidiana, nos damos cuenta más que nunca, y más que cualquier otra cosa, que alimenta la alienación y la ansiedad, que son algunas de las plagas de la vida moderna.

    • ¿Cómo trascendemos la situación actual?
    • ¿Cuáles son las posibilidades que tenemos para hacer un cambio profundo y adecuado a nuestras necesidades como auténticos seres humanos?
    • ¿Somos realmente solo mercancía, seres que están sometidos a las leyes de la oferta y la demanda, sometidos a las cuentas de resultados?
    • ¿Competimos en un mercado en el que deslegitimamos e ignoramos a otro ser humano, sin darnos cuenta que en esa práctica nos deslegitimamos e ignoramos a nosotros mismos?

Nuestra preocupación por las posesiones y objetivos materiales, reflejan y perpetúan nuestro sentimiento de vacío espiritual.

  • ¿Intuimos al menos, que hay un Mundo Trascendente?
  • ¿Sabemos que al ignorar al ser espiritual que nos habita, despilfarramos nuestro verdadero poder interno?
  • ¿Qué significado tiene para nosotros el estar vivos?

El sufismo ofrece una visión espiritual, en una sutil poesía llena de belleza, habla de los recursos y atributos de Dios en sus bellísimos y sagrados 99 nombres, en una realidad eterna y trascendente, despertando la conciencia del estar presentes, en el momento actual, sin los condicionantes psicológicos del pasado y del futuro.

Reconocer la trascendencia del sufismo, no requiere que te adhieras a una organización, o que suscribas unas normas o reglas religiosas. Lo importante en este caso, es que deberías aprender a abrir los senderos que te lleven a través del sentimiento, a que despierte en ti, y, desde lo que observes dentro de ti y en tu entorno más inmediato, para comenzar a sorprenderte y a preguntarte por los misterios de la vida.

Contenido alternativo en caso de fallo. Este contenido solo será visible si falla en cargar el archivo SWF